Oración por las Almas del Purgatorio

En la religión católica definimos al purgatorio como un estado por el cual atraviesa el alma de una persona fallecida, más que un espacio físico que atraviesa el alma o un espacio similar al infierno. Hablamos de una transición de expiación y purificación, para purgar todos sus pecados antes de alcanzar la gloria máxima.

Es un estado consciente de sufrimiento personal temporal para la persona, en donde se perdonan sus pecados sin resolver o simplemente no perdonados, pasando por las penas que se sufren en el infierno sólo que temporales diseñadas para la purificación final antes de entrar en el reino de Dios.

Con eso vivirán en carne propia una y otra vez nuestros pecados, acciones u omisiones para que la persona se arrepienta y a través de dolor y la humillación aprenda, para que junto con esto llegue el perdón de sus pecados.

Las personas que entran en el purgatorio podrían entrar en el reino de los cielos, ya que al morir las personas son enviadas al paraíso o al infierno directamente según los actos y pecados que se hayan cometido en vida.

Lo mismo sucede con las almas que son enviadas al purgatorio, debido a que no están del todo corrompidas para ser enviadas al infierno pero no del todo limpias para entrar al reino de los cielos.

También te recomiendo la Oración a San Judas Tadeo, ya que este santo es el patrón de las causas perdidas o situaciones desesperadas, en las que puedes encontrar alivio para tus pesares por medio de la dicha gran oración a este santo.

¿En dónde se menciona el purgatorio en la biblia?

Esta es la oración para las almas del purgatorio

En la biblia no se habla explícitamente de un purgatorio, pero si se mencionan la idea o se narran hechos en muchos pasajes bíblicos los actos que se atraviesan en dicho estado, como por ejemplo:

San Pablo nos relata lo que sucede el día del juicio, refiriéndose al purgatorio con la palabra “fuego” en 1 Corintios 2,13-15:

“Un día se verá el trabajo de cada uno. Se hará público en el día del juicio, cuando todo sea probado por el fuego. El fuego, pues, probará la obra de cada uno. Si lo que has construido resiste el fuego, será premiado. Pero si la obra se convierte en cenizas, el obrero tendrá que pagar. Se salvará pero no sin pasar por el fuego”.

En donde se refiere a la “obra” como lo que hemos hecho durante toda nuestra existencia, en donde una vez juzgada se nos enviará al cielo directamente o nos salvaremos del infierno pasando por el fuego, el cual es símbolo de purificación.

San Nicolás de Tolentino patrón de las Almas del Purgatorio

San Nicolás fue un fraile agustino que vivió en Italia en la segunda mitad del siglo XIII, se dedicó toda su vida a cultivar la oración, el trabajo con los más necesitados, en hospitales y cárceles, en vida y en la gracia de Dios hizo muchos milagros y en 1445 fue canonizado como el primer agustiniano en obtener esta distinción.

Se le conoce en la actualidad como el patrón de las almas del purgatorio, quien en vida al pasar por la experiencia mística con su hermano Fray Peregrino, quien le pidió que le ofreciera una misa y lo ayudara a salir del purgatorio a través de la oración para ser libre y volar a los cielos.

A ti cristiano también te recomiendo la Oración de la serenidad, que nos sirve como un poderoso ritual espiritual para entender todas las situaciones de nuestras vidas, las que se pueden y no se pueden cambiar, con serenidad, valor y sabiduría.

¿De qué sirve rezarla?

usa la oración para las almas del purgatorio

Existen métodos con los cuales podemos acortar nuestra estadía en el purgatorio como:

  • Llevar un escapulario durante nuestra vida para así conseguirnos un pasaje directo al cielo.
  • La celebración de la eucaristía y las indulgencias, junto con la realización de un bautizo, comunión y confirmación.
  • La más conocida es rezarle a alguno santos, a la virgen o al señor, para que las almas benditas salgan lo antes posible del purgatorio.
  • También es importante pedir a San Nicolás de Tolentino quien es el abogado de las almas del purgatorio y a quien van dirigida la mayoría de las plegarias incluyendo la oración por las almas del purgatorio.

Y al tratarse de una persona o ser querido por lo general deseamos que su estancia en este espacio no sea haga tan prolongada, debido a que puede llegar a ser difícil para la persona que lo atraviesa.

Es por ello que con las plegarias que enviemos a esa persona logrará acortar su estancia en este lugar a demás de servirle de ánimo para continuar con su camino a la santidad y así a estar más cerca del reino de Dios. Aquí te muestro un ejemplo de la oración:

“¡Oh Dios! Nuestro Creador y Redentor, con tu poder Cristo conquistó la muerte y volvió.

A Ti glorioso. Que todos tus hijos que nos han precedido en la fe (especialmente N…) Participen de su victoria y disfruten para siempre de la visión de tu gloria donde Cristo vive y reina contigo y el Espíritu Santo, Dios, por los siglos de los siglos. Amén.

Dales, Señor, el descanso eterno. Brille para ellos la luz perpetua. Descansen en paz. Amén.

María, Madre de Dios, y Madre de misericordia, ruega por nosotros y por todos los que han muerto en el regazo del Señor. Amén.”

También te recomiendo la Oración de la Divina Providencia, con la cual todos los días podrás estar en comunión con nuestro señor

Deja un comentario